La Diócesis de Albany se acoge al Capítulo 11 de la Ley de Bancarrota

Por Gina Christian

(OSV News) — La Diócesis de Albany, Nueva York, anunció el 15 de marzo que ha solicitado la reorganización por bancarrota bajo el Capítulo 11 del Código de Bancarrota de los Estados Unidos.

Según un mensaje del obispo Edward B. Scharfenberger publicado en el sitio web de la diócesis, la decisión es “la mejor manera” de garantizar que los sobrevivientes de abusos sexuales con litigios pendientes contra la diócesis “reciban alguna compensación” en medio de lo que denominó los “limitados fondos de autoseguro de la diócesis que… se han agotado”.

“Ya no tenemos los recursos”, dijo el obispo en un mensaje separado de YouTube de cuatro minutos incrustado en el sitio web.

En su declaración oficial, la diócesis dijo que ha sido “nombrada en más de 400” demandas presentadas entre el 15 de agosto de 2019 y el 14 de agosto de 2021, bajo la Ley de Víctimas Infantiles (CVA por sus siglas en inglés).

Aprobado por el Senado de Nueva York y convertido en ley en 2019, CVA amplió el antiguo estatuto de limitaciones del estado al otorgar una mirada retrospectiva de un año para que las reclamaciones civiles prescritas se reactiven, dando a los sobrevivientes hasta la edad de 28 años para presentar cargos por delitos graves y la edad de 25 años para delitos menores, y permitiendo a los sobrevivientes hasta los 55 años presentar demandas.

La diócesis dijo que “ha resuelto por separado más de 50 casos de CVA” con la ayuda de la corte. La declaración del Capítulo 11 cesará el cobro de deudas y las acciones legales contra la diócesis para que pueda trabajar en la evaluación de sus activos disponibles para “(negociar) acuerdos razonables con las víctimas / sobrevivientes, además de otros acreedores”.

Bishop Edward B. Scharfenberger of Albany, N.Y., is pictured at the Vatican Nov. 15, 2019. The Diocese of Albany, announced March 15, 2023, that it has filed for bankruptcy reorganization under Chapter 11 of the U.S. Bankruptcy Code. (CNS photo/Paul Haring)

La diócesis también dijo que sus parroquias y escuelas católicas no forman parte de la presentación, ya que están incorporadas por separado en virtud de la Ley de Corporaciones Religiosas del estado. Se espera que los ministerios diocesanos y parroquiales continúen a lo largo del proceso de reorganización, que “no tiene fecha límite” para su conclusión y podría extenderse “durante varios años”, basándose en las solicitudes de otras diócesis en el estado de Nueva York y en todo EE.UU., dijo la diócesis.

La presentación pone en suspenso las demandas presentadas contra la diócesis en nombre de más de 1,100 ex empleados del antiguo Hospital St. Clare en Schenectady. En 2019, la fiscal general de Nueva York, Letitia James, demandó a la Diócesis de Albany por “acciones negligentes e intencionadas” que privaron a los demandantes de sus pensiones al remover el plan de las protecciones federales y no salvaguardarlo. Esa demanda se fusionó en diciembre de 2022 con otra presentada por la Fundación AARP en 2019 en nombre de los empleados.

En su mensaje escrito, el obispo Scharfenberger dijo que la suspensión de las demandas “no era nuestro propósito” al solicitar la declaración del Capítulo 11.

“A pesar de que muchas preguntas están pendientes sobre el fondo de pensiones de St. Clare, la difícil situación de los pensionistas me preocupa mucho”, dijo. “Los pensionistas de St. Clare están ciertamente cerca de mi corazón y, como haría con cualquiera en una situación difícil, les ofrezco mi atención pastoral”.

Añadió en su videomensaje que “nos seguimos preguntando cómo falló la pensión” y que “la diócesis no tiene medios para restablecerla.”

Tanto en sus mensajes escritos como en los grabados, el obispo Scharfenberger pidió disculpas a las víctimas y sobrevivientes de abusos clericales en la diócesis.

“Lamento profundamente que alguien haya sufrido abusos en la Iglesia. No puedo quitarles esos recuerdos y ese dolor”, dijo en su vídeo. “He prometido y me comprometo a recorrer con vosotros el camino hacia la sanación. Eso implica algo más que un acuerdo económico. No tienes que caminar solos”.

En su videomensaje, el obispo invitó a los fieles diocesanos que experimentan “miedo e incertidumbre” en medio de la declaración a recordar que “Jesús también luchó en el Huerto de Getsemaní”, pero “caminó hacia el miedo y luego a través del miedo”.

“La sanación es posible, pero sólo si estamos dispuestos a corregir los errores cometidos en el pasado”, dijo el obispo Scharfenberger. “Ayudemos a sanar a quienes fueron heridos y confiemos en que Dios nos guiará”.

NOTES: A link to the Albany Diocese’s official statement can be found at https://www.rcda.org/application/files/3516/7889/2735/RCDA_Chapter_11_News_Release_3_7_23_3.pdf.

The full text of Bishop Edward B. Scharfenberger’s announcement of the filing can be found at https://www.rcda.org/reorganization.

  Share:

Author: OSV News

OSV News is a national and international wire service reporting on Catholic issues and issues that affect Catholics.

Leave a Reply

*